Tags:

Ruta del sur : Chicharrón y Comida Criolla

Comment

cañete playas


Una barriga llena hace a un veraneante feliz. Si, aunque el clima no le sea propicio, usted piensa enrumbar hoy hacia las playas el sur, tenga en cuenta el siguiente listado de restaurantes que, con los años, se han apropiado del gusto de los comensales.

En Mala, el distrito famoso por sus frutas, tanto en el mercado como en el restaurante La Ramadita usted podrá encontrar frescos pescados y mariscos de todo tipo. Pero si por la mañana se le antoja una buena porción de chicharrón, en el kilómetro 86,6 se encuentra el restaurante de Doña Paulina, un tradicional refugio para los sibaritas fundado hace 45 años por una mujer cuyo nombre rememora el negocio. Sepa, eso sí, que la hora de mayor demanda del lugar es entre las 8 y 10 de la mañana. Todo el año.

“Venimos desde hace seis años y nos gusta la calidad con la que se prepara el chancho, ni muy seco ni muy húmedo. La atención también es rápida”, dice Yannet Valencia, quien hizo una parada junto con su marido y sus dos hijos antes de seguir camino hacia Paracas.

Cerca de este lugar, desde hace tres meses las mañanas empiezan con el nostálgico aroma a pan de pueblo. En la Pascanita maleña se venden pizzas, pan relleno con queso, aceitunas y a las finas hierbas, provenientes de Aracucho, Arequipa, Cusco.

César Flores, uno de los cocineros del lugar, dice que, diariamente, se prepara entre 400 a 800 panes de distintas variedades, así como mermeladas y encurtidos de ajos con aceite de oliva. Asimismo, los precios de las pizzas aquí oscilan entre los 10 y 15 soles, en tamaño personal. Ciertamente recomendable.

LA MEJOR CHITA DEL SUR
Si quiere probar la mejor chita en salsa de camarones, una paella espectacular, así como vinos españoles y piscos de Ica, Cañete y Pisco, le sugerimos parar en El Español, en sus locales de los kilómetros 97,5 y 103 de la Panamericana Sur.

En el kilómetro 101, la familia de Tomasa Paredes lo recibirá gratamente en el Restaurante Pasamayito, inaugurado en 1980 y donde el platillo especial es altamente recomendable. Se llama Piqueo peñero, llenará a cuatro personas, vale 50 soles y consta de cebiche, un suculento tiradito de rocoto, causa de habas verdes sobre langostinos salteados y pulpo al olivo con guarnición de camote.

Ahora, si lo que desea es saborear un contundente lomo saltado o el tacu tacu más famoso del sur, en el kilómetro 139 encontrará El piloto, fundado en 1971 por Esmeralda de Fernández, el que también cuenta con una sede en el bulevar de Asia.

Actualmente, este huarique es administrado por el hijo de esta mujer visionaria, Carlos Fernández, y la comida que allí preparan es resumida de una forma contundente, pero eficaz: “Comida de casa bien hecha”.

Con esta lista, estamos seguros de que usted quedará satisfecho. Buen apetito.

Fuente : El Comercio



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *